Isabel San Sebastián abre la Semana Santa ensalzando la “inmensidad del sacrificio” de la Virgen como madre

By 12 abril, 2014Noticias

El acto del Pregón vuelve al Teatro Municipal 16 años después

  • Pone a Torrevieja como ejemplo de “convivencia entre distintas culturas y nacionalidades” al tiempo que recuerda a las cofradías que son “herederas de libertad y solidaridad”.
  • Francisco Reyes recibe el “Capirote de Oro”, la alta distinción de la JMC, para la que pidió “que continúe por la senda de la valentía” para fortalecerse “como la entidad señera que es y debe seguir siendo”.
  • Adrián Hurtado Aldeguer, titular de la SM Ciudad de Torrevieja, estrena una marcha dedicada al Crucificado titulada “Elí, Elí, lemá sabaqtaní”

TORREVIEJA. 12-04-2014. Noche vibrante y difícilmente olvidable la que se vivía ayer en Torrevieja para aperturar la Semana Santa 2014. El Pregón constituye el acto más importante que organiza socialmente la Junta Mayor de Cofradías (JMC), que este año ha tenido como primera novedad la recuperación de su ubicación anterior, regresando al Teatro Municipal donde se celebró hasta 1998 cuando tuvo que ser trasladado a la Iglesia de la Inmaculada, debido a las obras que afectaron al desaparecido “Nuevo Cinema”. Así, la JMC configuró una sobria y solemne puesta en escena en la que destacaba en el centro del escenario el simbólico atril que se viene utilizando desde la primera edición de este acto, hace ya más de tres décadas, arropado por un tapiz con los escudos de la Junta Mayor y las catorce cofradías que la integran, además de la bandera de la entidad y una mesa en la que se ubicaría la presidencia del acto.

La Virgen, epicentro del Pregón

Ante un Teatro Municipal prácticamente lleno, el momento más esperado se produjo cuando tomó posesión de la palabra la pregonera de 2014, la periodista Isabel San Sebastián Cabases. En su glosa cautivó al aforo al poner de relevancia, utilizando todas las advocaciones marianas de la Semana Santa torrevejense, a la faceta maternal de la Santísima Virgen. “Me resulta imposible pensar en la Semana Santa sin evocar el dolor de una madre por la pasión de su hijo” dijo San Sebastián, quien añadió que mira “a la Virgen, de madre a madre, y me pongo en su lugar, y constato, con admiración y gratitud mayores de las que soy capaz de expresar,  la inmensidad de su sacrificio”. Igualmente tuvo palabras para las cofradías, a las que invitó a remontarse a su origen, en el Medievo, para destacar que son “herederas de libertad y solidaridad”. No faltaron referencias a Torrevieja, como la que puso como ejemplo de “convivencia entre distintas culturas y nacionalidades”.

El auditorio se puso en pie en un prolongadísimo aplauso, que culminó con la entrega de una reproducción de la bandera de la JMC y un ramo de flores en agradecimiento por todo lo expresado.

El “Capirote de Oro”, en la solapa de Reyes

Emotivo resulto el capítulo reservado a tributar el reconocimiento de la Semana Santa al informador torrevejense Francisco Reyes Prieto Pérez, uno de los fundadores de la JMC, que ostentó diversos cargos de responsabilidad durante más de dos décadas en el seno de la entidad. Por ello, unánimemente, se le impuso anoche el “Capirote de Oro”, la alta distinción que concede la JMC a quien ha sobresalido por su dedicación altruista. Reyes, desde el atril en el que tantos años ejerció de maestro de ceremonias del Pregón, agradeció la distinción, y no desaprovechó la oportunidad para dejar claro que “las procesiones de Semana Santa son una seña de identidad del torrevejense, y no fruto de una moda, un momento o del deseo de organizar una fiesta” ya que “la Semana Santa es algo más, que va unido a la creación de Torrevieja como tal”. Igualmente pidió a la JMC “que continúe por la senda de la valentía” para fortalecerse “como la entidad señera que es y debe seguir siendo”.

Un punto de inflexión

Antes de todo, el presidente de la JMC, Jesús Sánchez Seva, aperturó esta “asamblea pública y solemne” siendo la primera vez que cuenta con esta responsabilidad. En sus palabras elogió a los miembros que conforman su Comisión Ejecutiva y agradeció y felicitó tanto a Isabel San Sebastián, como a Francisco Reyes. Por su parte, el consiliario de la Junta, Manuel Martínez, invitó a los presentes a una “vivencia plena” de la tarea evangelizadora de las procesiones, como prolongación del Triduo Pascual, mientras que el alcalde, Eduardo Dolón, destacó el “punto de inflexión que ha supuesto el retomar este acto en el Teatro Municipal”, por lo que felicitó a la Junta por su capacidad de organización y por el acierto en la elección tanto de la pregonera, como del Capirote de Oro.

Destacar igualmente que, por vez primera, la Sociedad Musical Ciudad de Torrevieja “Los Salerosos”, desinteresadamente, intervino en el acto con la interpretación de las marchas “Cristo de la Flagelación” de José Francisco Sánchez y “Jesús de la Caída” de Alberto Escámez, estrenando también la marcha de su director, Adrián Hurtado Aldeguer, titulada “Elí, Elí, lemá sabaqtaní” (“Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has abandonado?) dedicada al Cristo Crucificado, en el 60 aniversario de su fundación.

Leave a Reply